Mundijuegos: ¿Azar o estafa? Cuando la suerte siempre sonríe a los mismos

Han conseguido un Récord Guinnes al juntar a más de 1000 jugadores de parchís online durante un día entero. Pero de poco les ha servido entre parte de la comunidad de Multijuegos, dividida entre quienes les defienden a capa y espada y quienes denuncian supuestas estafas, engaños y demás presuntas trampas que se cometerían en la web cada día. En 2012 superaron los 5 millones de jugadores registrados, y subiendo. El fenómeno del juego online ha supuesto pingües beneficios para las empresas que han sabido aprovecharse de la reciente legislación del tema en España. Desde junio de 2012, cuando se reguló la situación, las cifras ponen de manifiesto que a pesar de la crisis, el juego online aguanta el envite de las dificultades y sigue siendo un buen negocio. Solo en el segundo trimestre de 2013 se jugaron en internet más de 425 millones de euros.

Mundijuegos no se dedica a los juegos de azar, pero ha explotado económicamente la posibilidad de jugar en red a través de internet y además conocer gente. El social gaming es un fenómeno muy en boga en todo el mundo, además de jugar, se abre la puerta a las relaciones sociales, con lo que el cocktail es un éxito total. Mundijuegos permite a los usuarios jugar de manera gratuita, aunque previamente tienen que registrarse en la web. Ahí comienza el negocio, a nadie se le escapa que las bases de datos de usuarios con unos intereses determinados son muy jugosas para las empresas vinculadas a ese sector. Este asunto resulta ya peliagudo, es una de las concesiones que hace el usuario cuando nunca lee las condiciones de aceptación de las webs. Además, existe otro problema añadido que es la entrada de menores, ¿cómo se controla eso? En realidad es imposible de controlar y el juego con dinero está prohibido para menores de edad en nuestro país.

Una vez dentro y registrado, el jugador decide si hace su cuenta Premium, previo pago, o sigue en la versión gratuita. El hándicap de esta versión, según muchos jugadores es que no permite ganar nunca. Según denuncian en algunos foros y redes sociales, la manipulación de las partidas para que las cuentas gratuitas pierdan es escandalosa. Apuntan que únicamente van ganando quienes tienen muchas fichas acumuladas y efectivamente, el modo de acumular fichas es pagarlas. Presuntas estafas que no terminan de denunciarse por la vía legal y que si son ciertas, permiten a la web continuar ganando dinero e incluso permitirse lanzar ofertas a través de alguna web de descuentos. (En 2012 Groupon lanzó una promoción con Mundijuegos).

Según los supuestos estafados, las jugadas con menos probabilidades matemáticas salen cuando le interesa a algún jugador que, sospechosamente, aparece en multitud de salas y siempre gana. También se quejan de ganar cuando las apuestas son pequeñas y de perder lo ganado cuando se suben las cantidades. La retahíla de quejas, presuntos engaños y supuestas estafas es interminable. Ahora bien, mientras haya personas que piensen que son más listas que el azar (o que la manipulación), el negocio está servido. El exceso de vanidad es un camino muy peligroso. Siempre. Que se lo digan a Hyla Iberica.