Alibaba.com: todo a cien de productos chinos

La empresa que agrupa varios servicios del comercio electrónico. Si necesita proveedores (según la empresa, más de cuatro millones son miembros) para su negocio o quiere vender productos, en Alibaba.com puede hacerlo de forma más o menos sencilla. Yahoo es dueña de casi un cuarto de esta empresa de origen chino. También ofrece pagar haciendo uso de su plataforma pero en la versión Aliexpres, centrada en los consumidores individuales.

Después de registrarse, sigue el mismo proceso que otras webs del estilo, como Amazon. Requieren los datos de la empresa, aunque también es posible iniciar un trámite como individual. Según el tipo de cuota que se haya pagado a la empresa, el proveedor habrá sufrido más control por parte de la empresa, porque claramente admiten que no se hacen responsables del resultado del acuerdo entre las partes. De hecho, si hay que reclamar la fraudulencia de alguno de los proveedores, se puede informar a la compañía para que comience a investigar los motivos y la situación real de la empresa que vende, eso sí, más vale que se domine el inglés, porque la sección de quejas no tiene más idiomas que ese. Antes de iniciar ninguna operación, está bien pasarse por la guía del comprador y tomar nota de las recomendaciones que hacen.

Hay cinco categorías: miembros gratuitos (no se han sometido a ninguna prueba), los proveedores verificados y los gold (los primeros no pagan pero se ha certificado la legalidad y los segundos, pagan, además, al año una suscripción), los que han sido inspeccionado in situ y por una agencia externa.

Para facilitar el contacto entre los clientes, hay un servicio de traducción que una vez registrado puedes modificar según las lenguas que domines. Probablemente, contacte con proveedores extranjeros que no hablen español, pero no hay mucho problema, porque tantos los mensajes que envía como los que recibe, serán automáticamente traducidos.

Aún no está disponible la función de venta sin que haya que pagar, aunque anuncian que dentro de poco, se podrá vender sin coste alguno. Las condiciones de las transacciones y de la entrega dependen totalmente de los interesados, nada tiene que ver con la empresa, por tanto, cuantos menos flecos sueltos queden en la negociación de todo, mejor. Por otro lado, al haber tantos proveedores, los precios de los productos varían mucho, lo más recomendable es tantear diferentes vendedores.

La inversión de Yahoo en 2005, le va dando muchos frutos. Los beneficios que Alibaba se ha llevado durante este 2013, han crecido más de un 140%. La entrada a Bolsa se está considerando y los inversores de la empresa estadounidense esperan llevarse un trozo del pastel de la web china.